clase-2

  1. DESAFÍOS EDUCATIVOS EN LA SOCIEDAD ACTUAL

 
1.1.Introducción. Algunos datos para empezar
 

La crisis de la educación ya no se presenta como un fenómeno de insatisfacción en el cumplimiento de demandas aceptadas, sino como una expresión particular de la crisis del conjunto de las instancias de la estructura social: desde el mercado de trabajo y el sistema administrativo hasta el sistema político, la familia y el sistema de valores y creencias.

Para conocer  el diagnóstico actual en educación es preciso aceptar, como punto de partida, que estamos viviendo un profundo proceso de transformación social. No nos hallamos ante una de las tantas crisis coyunturales del modelo capitalista de desarrollo, sino ante la aparición de nuevas formas de organización social, económica y política.

Entrados en el siglo XXI el proceso histórico, marcado por las investigaciones científicas y avances tecnológicos, nos lanza a una época de cambios profundos en la conciencia humana. Está surgiendo la conciencia social. El desarrollo tecnológico ha ido ganando en velocidad, sin perder de vista las coordenadas de tiempo y espacio y su necesaria redefinición para comprender el alcance de su impacto de nuestra civilización.

Estas dos coordenadas de espacio y tiempo, exigen una redefinición, junto al concepto de realidad. La modernidad comprime y pliega el tiempo y el espacio; la posmodernidad, aún más. Malagón distingue dos características del progreso:

1º El progreso es intermitente en el tiempo. Esta intermitencia está sujeta a vicisitudes. Largo periodos de estancamiento suceden a épocas de efervescencia.

2º El progreso es expansivo en el espacio. El impacto de todo ello que a de producir en el cuerpo social no es fácilmente previsible. Se requerirá una nueva forma de articulación entre individuo y sociedad.