Archivos de Categoría: Sin categoría

Hormiguero por dentro. Escultura de un hormiguero con aluminio

Más que conocidos son los hormigueros de plástico para niños, que juntando unas piezas de plástico transparente (o cristal) con otras, forman hormigueros. O también los ya conocidos dibujos de cómo son los hormigueros por dentro…

Esto es otra cosa. Unos jóvenes han decidido calentar aluminio y verterlo dentro del hormiguero. Al introducir el aluminio líquido por la entrada del hormiguero, éste se va enfriando por todos los conductos que tenga. De esta forma se va “rellenando” toda esta compleja obra arquitectónica.

Cuando se ha enfriado, se extrae de la tierra y se da una buena limpieza. El resultado es espectacular. En el vídeo aseguran que ninguna hormiga murió, pero como se puede ver al principio del vídeo algunas hormigas están saliendo por la elevada temperatura de la composición. Por tanto, no es aconsejable que repitan esto en casa. Mejor compartan el vídeo.

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=IGJ2jMZ-gaI]

¿Qué aceite lleva mi coche? ¿Qué aceite pongo en mi coche? Aceite multigrado

aceite_pitbox-blog

Una de las preguntas más frecuentes entre las personas que tienen coche: ¿qué aceite usar para mi coche? Pues bien, la pregunta tiene una respuesta: la que el fabricante haya estipulado en el manual de usuario del vehículo (cumpliendo las especificaciones o normativa).

Mucho contenido en Internet relativo a este asunto, pero lo que es cierto es que toda esa información es a veces muy complicada de leer por personas que no entiendan de motores o coches. Por tanto, quiero simplificar todo ese contenido para que cualquier persona, ya sea entendida en motores o no, pueda entender lo que significa echarle un aceite u otro a su coche.

Vamos por partes:

ACEITE MULTIGRADO

En primer lugar, tenemos que saber lo que es el aceite multigrado. El aceite es un elemento que NO evita el desgaste de las piezas del motor, sino que disminuye el roce o desgaste. Por tanto, tenemos que tener en cuenta que dependiendo de la marca que compremos de aceite, estamos aumentando o disminuyendo la vida útil del motor.

El aceite multigrado es un aceite que incluye, al menos, dos grados de viscosidad: una viscosidad para cuando el motor trabaja en frío y otra viscosidad para cuando el motor está muy caliente. En otras palabras: cuando el motor trabaja en frío tiene una menor viscosidad y cuando va empezando a calentarse va ganando viscosidad.

¿QUÉ SIGNIFICAN LAS CIFRAS 5, 10… W40…?

Como hemos dicho anteriormente, el aceite multigrado tiene dos grados de viscosidad: el primero para su aplicación en frío y el segundo cuando está a altas temperaturas. Respectivamente, tenemos la primera cifra (que marca la viscosidad en frío) y la segunda cifra separada por una “W” (que marca la viscosidad que alcanza en caliente). Por tanto, un aceite multigrado 5w30 nos indica que tiene “5” de viscosidad en frío y “30” de viscosidad en caliente.

Lo mismo ocurre con un 10w40: nos indica que tiene “10” de viscosidad en frío y “40” de viscosidad en caliente. Todo esto podemos aplicarlo a todos los aceites multigrado.

¿POR QUÉ ENTONCES HAY QUE ELEGIR?

Nuestro motor tiene unas especificaciones, y como tal vienen representadas en el Manual de Usuario del vehículo. En éste podemos ver qué especificaciones tiene nuestro motor y qué aceites podemos echarle dentro de esa normativa. Así, por ejemplo, si nuestro motor dice que podemos echarle 5w30, 5w40, 5w50 es porque entra dentro de la misma normativa.

¿Por qué elegir entre uno u otro?

Cuando compramos el coche, lo mejor que podemos hacer es echarle la viscosidad más baja: en este caso 5w30 (hablando siempre de NUESTRO MOTOR como ejemplo, en su caso puede ser 10w40 u otro).

Al echarle 5w30 estamos usando un aceite con poca viscosidad, típico de la competición o motores que trabajan a muchas vueltas. Estamos alargando la vida del motor con un aceite apropiado para su edad y funcionamiento. Cuando el motor tiene 100.000 Km. merece la pena aumentar un grado de viscosidad en caliente: de esta forma sería conveniente que dejemos de echar el 5w30 para usar el 5w40.

¿Por qué aumentar un grado?

El motor empieza a perder milímetros en las piezas que están en continuo roce. El aceite empieza a ser consumido por el motor ya que éste tiene más “huecos” donde introducirse y consumirse. Por tanto, si aplicamos en nuestro caso 5w40 estamos aumentando la viscosidad en caliente: esto hará que el aceite sea mucho más viscoso que antes y disminuyamos el roce entre las piezas que están en contacto.

Cuando el coche tenga 200.000 o 250.000 Km. podemos aplicar 5w50 para aumentar de nuevo la viscosidad, y así sucesivamente. De esta forma estaremos alargando la vida del motor por mucho tiempo.

PREGUNTAS FRECUENTES

“Me he comprado un coche 1.9 TDI con 100.000 Km. y un amigo mecánico me recomienda que use 5w30, ¿es conveniente?”

Cuando ese coche salió al mercado era más que conveniente usar ese aceite 5w30, aunque el fabricante le eche 5w40. Pero claro, si ya lo has comprado con cien mil kilómetros sería conveniente que le echaras 5w40 porque desconoces la vida que ha tenido el motor antes de tu compra. De esta forma vas a lo seguro: un aceite viscoso como el que te recomiendan. Si ves que el motor hace ruido o suena a piezas en continuo roce, puedes intentar a echarle 5w50 y evaluar cómo funciona.

“Mi amigo dice que si un coche siempre ha tenido 10w50 puedo echarle 10w40 sin problema”

Como he dicho anteriormente, puedes echarle 10w40 ya que tu motor lo admite siempre y cuando lo ponga en las especificaciones del Manual de Usuario, pero dependiendo de los kilómetros que tenga, será conveniente o no usar ese aceite: recuerda que las piezas ya han tenido un desgaste y no están nuevas, por lo que sería recomendable seguir usando 10w50 y, en su caso si los kilómetros son demasiados, probar con un 10w60 que te asegure que la viscosidad impedirá que el motor se desgaste demasiado.

Balance anual 2014. PitBox Blog: un blog muy educativo

Empezamos el año 2015 con un balance del anterior año, 2014, de una forma muy esquemática y abreviada.

Desde que PitBox Blog abrió sus puertas en 2008, empezó a incrementar sus visitas exponencialmente. En un principio estaba destinado a descubrir Lugares abandonados, posteriormente quiso especializarse en informática, sistemas de sonido y otros; más tarde quiso satisfacer la necesidad de Saber más… y por último buscó su última determinación: ser un blog GRANDE que abarcase muchos saberes y compartirlos con todas las personas de este mundo, ya sean estudiantes, amas de casa, trabajadores remunerados de cualquier sector, aficionados de Internet o blogging, etcétera.

Desde PitBox Blog estamos orgullosos de haber cumplido los objetivos de muchas personas, que es llegar a tu buscador de Internet favorito (Google, Yahoo Search…) y buscar alguna palabra clave “Lugares abandonados” y que te salga nuestra web. A partir de ahí comienza la diversión y la indagación por uno de los blogs más multitemáticos según WordPress.com (.ES).

Gracias por visitarnos y suscribirte en PitBox Blog.

Libro de visitas para profesorado

librovisitas_0

Este libro de visitas está dedicado única y exclusivamente al profesorado que utilice esta web para uso didáctico. El objeto de este libro es conseguir un sello de excelencia y recomendación por numerosos docentes que utilicen el blog para enseñar a sus alumnos/as.

Para escribir el comentario, indica tu nombre, el país de tu Centro Educativo, provincia y localidad, etc.

¡MUCHAS GRACIAS!

Funcionamiento de una Planta de Hormigón

planta-hormigon-pitbox-wordpress_gif

(Haz click en la imagen para verla en tamaño completo)

El funcionamiento de una planta de hormigón es bien sencillo como vemos. La máquina o “pala” acopia el material en los distintos sectores de la planta (árido fino, grueso, grava fina, gruesa) y el dosificador va pesando el contenido que irá cargando el camión hormigonera.

Hay distintos tipos de hormigones, creo conveniente ponerlo aquí:

HORMIGÓN

Material que se destina a usos constructivos, resultante de la mezcla y amasado de cemento, áridos y agua. Su uso como elemento estructural es de generalizado empleo en obras de edificación y obra civil, por dos principales cualidades: altas prestaciones de manipulación (docilidad) del hormigón fresco, y elevada resistencia a compresión del hormigón endurecido. Es decir, permite su colocación en multitud de formas y elementos en su estado fresco, y una vez fraguado y endurecido, proporciona altas resistencias a compresión.

Para mejorar algunas prestaciones, se añaden aditivos (reductores de agua, fluidificantes, colorantes, aceleradores, retardadores de fraguado, impermeabilizantes, oclusores de aire, etc.) y adiciones (fibras, cenizas, etc.).

Su densidad media es del orden de 2.400 kg/m3.

HORMIGÓN ARMADO

El hormigón presenta un comportamiento insuficiente frente a esfuerzos de tracción, flexión y cortante. Para mejorar estas prestaciones, se dispone en su interior una armadura metálica.

Las barras de acero se introducen en las piezas de hormigón, y debido a la adherencia entre ambos materiales, el acero resiste las tracciones y el hormigón las compresiones. Esta adherencia mejora significativamente colocando barras corrugadas (con resaltos transversales), habitualmente denominada “ferralla”.

HORMIGÓN ARMADO PRETENSADO

Hormigón con las armaduras tensionadas a tracción previamente al vertido del hormigón. Una vez fraguado el hormigón y cuando alcanza la resistencia prevista, se libera la tensión de las armaduras, recuperando estas parte de sus deformaciones e introduciendo tensiones de compresión en el hormigón en el cual están embebidas.

HORMIGÓN ARMADO POSTENSADO

Armaduras tensionadas a tracción posteriormente al vertido del hormigón. El tesado de las armaduras se realiza de forma posterior al fraguado y endurecimiento del hormigón, anclando posteriormente esas armaduras al hormigón.

HORMIGÓN AUTOCOMPACTANTE

Hormigón que, como consecuencia de una dosificación estudiada y del empleo de aditivos superplastificantes específicos, se compacta por la acción de su propio peso, sin necesidad de energía de vibración ni de cualquier otro método de compactación. Este hormigón no debe presentar segregación, bloqueo de árido grueso, sangrado, ni exudación de la lechada.

Se suele emplear en hormigones vistos, en elementos de geometrías complicadas, de espesores delgados, o con armados densos, que dificultan su vibrado.

Para usos estructurales, el tamaño máximo del árido se limita a 25 mm. siendo recomendable utilizar tamaños máximos comprendidos entre 12 y 20 mm.

HORMIGÓN AUTONIVELANTE

El hormigón autonivelante se asimila al hormigón autocompactante. Es habitual que por error se denomine “hormigón autonivelante” al “mortero autonivelante”, que está compuesto por árido fino, cemento, agua y aditivos. El mortero autonivelante es muy fluido, y posee la característica de autonivelarse, siendo su splicación habitual en pavimentos interiores.

HORMIGÓN BOMBEABLE

Hormigón convencional, pero en cuya fórmula de dosificación se ha tenido un especial esmero de cara a mejorar las condiciones de su puesta en obra mediante bombeo.

HORMIGÓN CELULAR

Hormigón en donde se han suprimido todos los áridos, por lo que está fabricado con cemento, agua y aditivos. Tiene como principal característica su estructura alveolar, con millones de microburbujas de aire, lo que le confiere propiedades de aislamiento térmico y una menor densidad que el hormigón convencional, del orden de 300 kg/m3. Su uso habitual es en elementos prefabricados.

HORMIGÓN CICLÓPEO

El hormigón ciclópeo se emplea en construcciones con cargas poco importantes: rellenos, cimentaciones en lechos marinos y de ríos, etc.

El hormigón ciclópeo se realiza añadiendo al hormigón en masa, a medida que se va hormigonando en la obra, rocas de tamaños más o menos grandes extraídas en el propio sitio de la obra, al objeto de economizar material. El hormigón rellena los huecos de las rocas, hasta conseguir homogeneizar el conjunto.

La técnica del hormigón ciclópeo consiste en depositar las rocas, partiendo de una cota más elevada, sobre el hormigón en masa depositado ya en la base a hormigonar.

HORMIGÓN CON AIRE OCLUIDO

Es un hormigón en el que se introducen pequeñas burbujas de aire durante su fabricación, mediante el empleo de aditivos oclusores. En estado fresco las burbujas de aire actúan como lubricante y hacen la mezcla más manejable. Una vez endurecido el hormigón, las burbujas de aire permiten oscilaciones térmicas en el hormigón sin perjudicar su durabilidad.

HORMIGÓN GUNITADO

Habitualmente denominado “gunita” y “hormigón proyectado”, es un hormigón cuya colocación en obra se realiza mediante una proyección con manguera de alta presión. Se emplea en taludes verticales y túneles. Con esta técnica se suprimen los encofrados, y se obtienen elementos continuos de menor espesor.

HORMIGÓN IMPRESO

También denominado “Hormigón estampado”, es un pavimento decorativo de hormigón en donde se han empleado técnicas de coloración y de texturizado mediante empleo de moldes.

HORMIGÓN LIGERO

Se denomina hormigón ligero al hormigón de poca densidad, inferior a 2.000 kg/m3, que se obtiene sustituyendo el árido (habitualmente sólo el árido grueso) por áridos de pequeña densidad (arcillas, pizarras o esquistos expandidos, piedra pómez, etc). Es utilizado para la obtención de elementos que no precisen grandes resistencias, proporcionando a su vez cualidades de aislamiento térmico y sonoro.

HORMIGÓN PESADO

Se define así a todo hormigón que posee un peso específico superior a 3.300 kg/m3, debido al uso de áridos de elevada densidad (p.ej. barita, magnetita, hematita). Su uso se circunscribe a la protección radiológica en radiografía industrial, instalaciones médicas, aceleradores dé partículas y reactores nucleares, debido a sus buenas propiedades de absorción, frenado de neutrones rápidos y relativo bajo costo en comparación con otros materiales de protección.

HORMIGÓN POLÍMERO

Hormigón prefabricado donde se sustituye el cemento por una resina de poliéster, y el agua por un catalizador. Presenta escasa absorción de agua, inalterable a los ciclos de hielo-deshielo, y de alta resistencia química y mecánica. Permite obtener piezas ligeras y resistentes.

HORMIGÓN POROSO

Hormigones en los que se ha suprimido el árido fino, lo que proporciona un elemento con gran capacidad de drenaje debido al número de poros por los que circula libremente el agua. Se suele emplear en superficies deportivas y pavimentos urbanos exteriores.

HORMIGÓN PULIDO

Pavimento de hormigón que se obtiene, una vez vertido y nivelado el hormigón, deslizando sobre el hormigón una máquina denominada “pulidora”, facilitando una superficie exterior lisa y uniforme.

El pulido del hormigón puede ser en estado fresco, y se obtiene una capa exterior de cemento endurecido y con un acabado homogéneo.

Si se realiza el pulido del hormigón una vez fraguado, en estado seco, se obtiene una terminación marmórea con acabado heterogéneo, ya que se eliminaría la capa exterior de cemento endurecido, quedando a la vista los áridos gruesos y su matriz cementosa.

HORMIGÓN RECICLADO

Es aquel en el cual una parte de la fracción de árido grueso es procedente del machaqueo de residuos de hormigón. No se permite por tanto el empleo de árido fino reciclado. Si el hormigón se emplea en usos estructurales(tanto en masa como armado), se puede utilizar un máximo del 20% de grava reciclada sobre el contenido total de grava de la dosificación.

HORMIGÓN REFORZADO CON FIBRAS

Hormigones que incluyen en su composición fibras cortas, discretas y aleatoriamente distribuidas en su masa. Las fibras suelen ser de acero, poliméricas (polipropileno), u otras fibras inorgánicas.

El empleo de fibras en el hormigón puede tener finalidad estructural cuando se utiliza su contribución en los cálculos relativos a alguno de los estados límite últimos o de servicio, y su empleo puede implicar la sustitución parcial o total de armaduras.

Se considera que las fibras no tienen función estructural cuando se incluyan fibras en el hormigón con otros objetivos, como la mejora de la resistencia al fuego o el control de la fisuración.

HORMIGÓN REFRACTARIO

Hormigón que resiste altas temperaturas, superiores a 1.000 ºC (el hormigón convencional no debe someterse a temperaturas mayores de 500 ºC), así como la abrasión en caliente. Se fabrica con cemento de aluminato de calcio, empleando áridos refractarios (arcillas y caolines expandidos, chamota, magnesita, bauxita, corindón, etc.).

MORTERO

Material que se destina a usos constructivos, resultante de la mezcla y amasado de cemento, áridos finos (arena) y agua. Su uso es de generalizado empleo en albañilería, como material de agarre y de revestimiento de paredes.

Para mejorar algunas prestaciones, se añaden aditivos (reductores de agua, fluidificantes, colorantes, aceleradores, retardadores de fraguado, impermeabilizantes, oclusores de aire, etc.).

Su densidad media es del orden de 1.800 kg/m3.

Fuente Glosario: ANEFHOP Hormigones