Archivos de Categoría: ¿Sabías que…?

Obsolescencia programada. Productos que dejan de funcionar al tiempo. Chip de obsolescencia, productos programados

***

Imagina que adquieres un producto en el mercado (por ejemplo, un teléfono móvil) y este empieza a darte problemas pasados los 18 meses desde su compra. Tiras el teléfono móvil y vas a comprarte otro, además de comprarte una impresora y un microondas. Pasados otros 18 o 24 meses el teléfono móvil empieza a darte problemas, la impresora te da un error al llegar a un determinado número de impresiones o tiempo, y finalmente el microondas deja de calentar a los cuantos años. ¿Casualidad? ¿Todo te pasa a ti? ¿Cómo puede pasar esto si sabemos que dos años se multiplican por dos o tres los conocimientos en altas tecnologías?

Pues bien, todo esto es algo normal.. Normal desde el punto de vista de los vendedores de productos, ya que instalan pequeños chips (llamados chips de obsolescencia) que programan la vida útil del objeto electrónico. Aunque no siempre instalan estos chips, en la mayoría de casos utilizan componentes internos de mala calidad que hacen que un producto moderno dure mucho menos tiempo que uno antiguo. Por ejemplo, un teléfono móvil que empieza a ir lento cuando tiene un año, un secador de pelo que empieza a funcionar mal, un microondas que deja de calentar lo suficiente al cabo de un tiempo, una impresora que pide una reparación que cuesta hasta tres veces más que su precio en el mercado, etc. Lo cierto es que, en resumen, la principal utilidad de este chip es obligar al usuario a que renueve el producto y que si le ha gustado ese mismo producto de esa determinada marca (por sus prestaciones), que vuelva a comprar ese mismo aparato o uno más sofisticado de la misma marca. Con esto consiguen unos aparatos muy buenos pero con una corta vida útil. No era mentira eso que decían los ancianos «las cosas de antes duraban más que las de ahora», puesto que tenían toda la razón. Debido a que hacen cosas bastante buenas, no se pueden permitir el lujo de que nos quedemos con ellas todo lo que el producto daría de sí, ya que por esta regla de tres podríamos tirarnos con un teléfono móvil hasta 10 años, ya que si lo cuidamos y el dispositivo posee grandes características técnicas, éste móvil nos podría durar perfectamente todo ese tiempo. ¿Qué ocurre entonces? Pues que durante esos 10 años no comprarías ningún móvil porque el tuyo va perfecto, y eso no es bueno para el «mercado». Ellos desean que vuelvas a comprarte otro, y a ser posible de la misma marca.. de forma que repitas este proceso constantemente en intervalos de tiempo muy pequeños, sabiendo perfectamente que los productos anteriores les quedaba el 60% o 70% de su vida útil.

EN APARATOS ELÉCTRICOS COMUNES

Sigamos con el ejemplo de los aparatos eléctricos. Si tu compras una impresora a fecha de hoy, sabiendo que hay millones de euros detrás de cada marca investigando sobre una impresión perfecta, impresoras con menos ruido y más sensibilidad en los inyectores, alta calidad de impresión con menos tinta, etc., no te explicas por qué una impresora que te has comprado hoy deja de funcionarte en cuatro o cinco años y que la anterior impresora que tenías te duró nueve o diez años. Esta gran diferencia —y que a la vez es sospechosa puesto que lógicamente un producto nuevo, al incorporar tantas mejoras técnicas, debería durar hasta cinco veces más que un producto antiguo— es debida al chip de obsolescencia, que lo único que hace es programar la fecha de muerte del aparato (no es muy común) o programar la fecha en la empezarán a aparecer «fallos» que harán que repares tu aparato o compres uno nuevo (esto es lo más común). En el caso de la impresora, sorprende que por cualquier fallo te digan que la reparación cuesta 100 € y que comprarte una nueva son sólo 50 €, lógicamente piensas que algo falla…

EN AUTOMÓVILES

No puedes entender cómo tu coche que tiene más de quince años no te ha dado ningún fallo (sólo de mantenimiento y reparaciones debido al desgaste del mismo) y que tu coche que tiene seis años haya tenido bastantes fallos. El problema, como hemos dicho en el apartado anterior, vuelve a ser porque tu viejo coche no tiene tecnología para funcionar y el nuevo sí la tiene. Una vez que acaba la garantía del vehículo, normalmente empieza a darte fallos inexplicables, que de hecho puedes llegar a pensar «¿y por qué no me lo ha hecho mientras estaba en garantía?», pues querido amigo, es porque estaba todo programado. Un pequeño icono rojo te informa de que existe un «fallo» en el vehículo y que debes acercarte al taller oficial lo más pronto que puedas. Justamente aquí, el vehículo empezará a darte fallos que no tienen explicación y que te cuestan entre 100 y 300 euros cada vez que vas al taller. Es cierto que otras muchas veces es debido a fallos de verdad, pero éstos fallos normalmente siempre están dentro de la garantía (o no), puesto que el vehículo que pasa dos años sin fallos es un vehículo que tiene unas buenas prestaciones.

De hecho, hoy en día hacen coches que parecen acorazados.. No hay manera de que pueda romperse su motor ya que son motores durísimos, que aguantan altas revoluciones y todo tipo de aventuras y perfiles de conductor. Hace unos años cuando ibas a acceder al puesto de mecánico te preguntaban si sabías instalar o cambiar cilindros y pistones ya que eran los típicos problemas de los coches. Ahora te piden si sabes de tecnología para cambiar y reponer los sensores de fallos nuevos en los coches. Todo está relacionado con la tecnología. Ahora los coches dan fallos debido a que están envueltos en una red muy extensa de cableado y ordenadores que tienen totalmente programado el coche para que en una fecha exacta empiece a dar fallos. Es sorprendente.

Japón tres meses después del terremoto.

Japón trata de  hacer  frente a la difícil  tarea de limpieza  e intenta  (en la medida de lo posible) volver a la normalidad tres meses y medio después del terremoto de 9.0 grados y del tsunami que devastó su costa noroeste. A pesar de que ya nada será igual, la vida continúa para los supervivientes de esta terrorífica catástrofe. Las acciones de limpieza y desescombro son intensas e incesantes, ya que  cientos de edificios e infraestructuras fueron reducidos a ruinas en cuestión de pocos minutos.

A través de éstas imágenes podremos comparar  el paisaje de ciudades y pueblos en los instantes o en las horas inmediatamente posteriores al tsunami  y podremos ver  ese mismo lugar tres meses después,  tras haber tenido lugar unas intensas  tareas de limpieza y desescombro de las ruinas provocadas por este desastre natural.




 

La muerte de Osama Bin Laden

El pasado 2 de mayo el mundo se despertaba con una gran noticia (o al menos así se consideró en aquel momento): la muerte de Osama Bin Laden.

La muerte de Bin Laden a manos de un comando de élite de EE UU, anunciada en televisión por Barack Obama, ha abierto una nueva dimensión en la lucha contra el terrorismo internacional. La desaparición física del líder de Al Qaeda, responsable de los atentados del 11-S, ha sido recibida con euforia en Occidente, pero también con cautela ante el temor de que sus seguidores inicien una campaña de atentados como venganza. Esa posibilidad ha desatado la alerta mundial y ha llevado a los Gobiernos de EE UU y de Europa a reforzar la seguridad tanto de sus embajadas como de sus tropas en el extranjero y a pedir a sus ciudadanos, especialmente a los que se encuentran en el exterior, que extremen la prudencia. «La guerra contra Al Qaeda y su sindicato del terror no ha terminado», ha advertido la jefa de la diplomacia estadounidense, Hillary Clinton.

Las reacciones que la muerte de este personaje pueden provocar en el mundo son impredecibles. 

EE UU siente que la venganza por los atentados del 11-S ha sido consumada y prueba de ello es que la Zona Cero de Nueva York, escenario principal de la matanza, se convirtió en lugar de celebración tras conocerse la noticia.

El operativo contra Bin Laden, realizado en unos 45 minutos y por cuatro helicópteros, fue llevado a cabo en el más alto secreto, sin que fueran alertadas de antemano las autoridades paquistaníes, dijeron las fuentes. Al parecer, Bin Laden murió por un tiro en la cabeza que le asestó el comando especial estadounidense que llevó a cabo la operación. Las fuerzas especiales le dieron la opción de rendirse antes de matarle.

La operación fue la culminación de años de arduo trabajo de los Servicios de Inteligencia, incluyendo interrogatorios de la CIA a presos de las polémicas cárceles secretas en Europa del Este.

Las agencias de inteligencia analizaron correos electrónicos y llamadas telefónicas de los ‘cercanos’ a Bin Laden. Estudiaron con precisión las imágenes por satélite del complejo donde se encontraba el terrorista para establecer un ‘patrón de la vida’ de Osama. Todo estaba atado hasta al más mínimo detalle para que la operación fuera lo menos peligrosa y lo más segura posible.

¿Cómo se identificó a Osama Bin Laden?

Un miembro de los SEALS capturó la imagen del cadáver del terrorista abatido, tras recibir un tiro en su ojo izquierdo, que después envió a Washington para confirmar que el muerto era él. Fotografía que después serviría para que una de las mujeres del terrorista le identificara. Un programa de reconocimiento facial además estableció que el de la imagen era Bin Laden con una seguridad del 95%. Más tarde, las pruebas de ADN comparadas con familiares establecieron que era él al 99%.

Pero a pesar de todo, a  medida que se va conociendo más y más información sobre cómo se llevó a cabo el fin del terrorista más buscado, crecen los interrogantes: ¿Podía haberse actuado de otra manera? ¿Ha ido Estados Unidos demasiado lejos al actuar como policía, juez y verdugo, y todo ello sin ningún consenso internacional? ¿Por qué se arrojó su cuerpo al mar? ¿Dónde están las fotografías certifican su muerte? ¿Se van a mostrar públicamente estas fotografías?¿Era realmente Bin Laden o era un doble? ¿Será todo esto un montaje para retirar las tropas de Afganistán debido a la crisis económica de EE. UU?

Esperamos que en un futuro se puedan despejar todas estas dudas y podamos saber toda la verdad. Deseamos también que la muerte de Bin Laden no conlleve la realización de nuevos atentados terroristas por parte de grupos islamistas radicales.

Publicidad engañosa

Los productos que les mostramos son productos alemanes, pero podrían ser perfectamente de cualquier otro país. Lo que tratamos de analizar en este artículo son las artimañas que utilizan las empresas para persuadir al consumidor a comprar un determinado producto. Juegan con la imagen, en este caso con photoshop, para manipular la realidad del producto que ofrecen, presentándolo tan atractivo que el consumidor no puede resistirse a su compra.

Las dos fotografías de la izquierda son supuestamente lo que nos ofrecen y la fotografía de la derecha es la realidad del producto, lo que llega al consumidor.  No hay duda que se trata de publicidad engañosa. Quedaros con lo que veis en el envase y lo que realmente hay dentro en cuanto a cantidades y texturas.

publicidad engañosa en alimentospublicidad engañosa

Semifinal Champions entre el F.C. Barcelona y el Real Madrid (3 de mayo de 2011)

El  próximo martes, día 3 de mayo de 2011, se jugará el partido de vuelta de la Champions League entre el F.C. Barcelona y el Real Madrid. Este partido se jugará en el Camp Nou y será retransmitido por televisión española a las 20: 45.

El Real Madrid tendrá que utilizar todas sus armas para remontar el resultado adverso del anterior partido, ya que el F. C. Barcelona ganó por dos goles a cero  en el Santiago Bernavéu. El autor de los dos goles fue Leo Messi.